La sucia proposición de Nicolás Maduro a Bertín Osborne para limpiar su imagen

0
227
Bertín Osborne y Nicolás Maduro

Lo intentó en vano hace año y medio, y vuelve a la carga ofreciendo sus mejores armas: que sabe cocinar muy bien y que toca como nadie el ‘cuatro, un instrumento venezolano similar a una guitarra española, pero ni por esas.

El sátrapa Nicolás Maduro está empeñado en que Bertín Osborne le invite a su programa ‘Mi casa es la tuya‘ de Telecinco, y tratar de blanquear así su insalvable imagen en España ahora que la ocasión la pintan calva.

A través de un interlocutor que trabaja ocasionalmente para el Gobierno chavista, se ha puesto en contacto con el cantante, ofreciéndole una cifra desorbitada para el encuentro. Bertín ha sido tajante:

«Mira, la verdad es que yo no puedo ver a este personaje, me parece que efectivamente es un dictador y que, además, está matando a su pueblo».

Osborne incluso oyó al líder chavista decir a través del teléfono:

«Dile que cocino muy bien y sé tocar el ‘cuatro’. Y que podemos cantar juntos la canción de ‘Venezuela'».

Según ‘OkDiario’, en ese momento Bertín se echó a reír al comprobar cómo el dictador chavista es un fiel seguidor de su programa y conoce a la perfección el desarrollo del mismo.

La llamada fue así:

«¿Quién es?» Interlocutor: «Soy Luis, un abogado venezolano que trabaja ocasionalmente para el Gobierno de Nicolás Maduro». De fondo puede escucharse otra voz, que Osborne identifica rápidamente: se trata de Nicolás Maduro.

«Bertín, hermano, te llamo de parte del presidente porque tiene muchísimo interés en que hagáis una entrevista con él. Él sabe que tú hablas muy mal de él, sabe que cada vez que puedes le criticas y que tienes muy mal concepto de él. Pero quiere que sepas que es fan tuyo y toda su familia también».

En la propuesta realizada por Maduro había sólo dos condiciones.

«Lo único que te pide es que no insultes a su familia ni le llames dictador. Le puedes preguntar de lo que quieras».

Se mostró dispuesto a hablar de la relación de su régimen con el narcotráfico o de los vínculos con Podemos.

«Lo que tú quieras menos que le faltes al respeto», manifestó el intermediario.

Bertín ya tenía decidido declinar la oferta porque supondría ir «en contra» de sus «principios».

Dos horas más tarde volvió a sonar el teléfono:

«Ahora que ya no estoy en Miraflores puedo hablar con tranquilidad. Habría un incentivo».

Le ofrece una cifra «desorbitada», una cantidad que el propio Bertín califica de «obscena».

Ante esta oferta, el presentador contestó: «Si tenía alguna duda, ya no tengo ninguna. Ahora es cuando te digo que no».

El presentador explica: «Yo no me voy a vender, mis principios son mis principios y no estoy dispuesto a entrar. Y menos, en un juego con dinero de por medio».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí