El insomnio que sufre un despierto Alfonso Guerra por culpa de Pablo Iglesias

0
133
Alfonso Guerra

El ex vicepresidente el Gobierno, Alfonso Guerra, ha concedido este jueves 30 de enero de 2020 una entrevista a Carlos Alsina en ‘Onda Cero‘, donde se ha manifestado sobre diversos asuntos, demostrando que posee una visión política de lo más sensata.

De entrada, ha confesado que si él estuviese en la posición del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, no acudiría a una reunión con Quim Torra, “salvo que fuera antropólogo, porque es un personaje exótico“: “es un hombre de paja, que está trastornado, como el de Bruselas“.

Guerra ha criticado al PSOE por tender “a los extremos” y ponerse “de acuerdo con los independentistas y con Podemos”. Así, también ha cargado contra PP y Ciudadanos por pactar con Vox.

“Los que están en el centro han migrado para formar cuerpo con los extremos. Esto deriva en una situación. En el debate de investidura se dijo repetidamente que hay dos Españas. Yo creía que en los años 70 ya se consiguió que hubiera sola una“.

En esta línea, se ha referido también a los socialistas catalanes, a los que ha acusado de colaborar en un “desdibujamiento de la posición política” del PSOE. “A lo largo lo pagaremos”, ha sostenido, para después opinar que el PSC ha logrado “con una habilidad extraordinaria” extender “su posición de ambigüedad” en todo el PSOE.

Resultado de imagen de alfonso guerra onda cero

El que fuera número dos del Gobierno de Felipe González se ha referido también a la reforma del Código Penal y, en concreto, a los delitos de sedición y rebelión. “No me lo creo todavía. Una reforma exprés no tiene sentido”, ha apuntado, para después preguntarse: “¿Por qué se relaciona eso con una bajada de penas”.

En este sentido, Guerra ha aseverado que una modificación de la norma no tiene porque significar una reducción de las penas.

Si el Gobierno lo que quiere es facilitar la salida de los presos, hay un instrumento que se llama indulto. Si quieren ser coherentes que apliquen lo que tienen, pero esta vuelta no me parece razonable”.

A su juicio, llevar a cabo una reforma del Código Penal, un documento de una “enorme solidez”, requiere de unos tiempos que el Gobierno no está respetando. Para Guerra, sería necesario coordinar este trabajo con una comisión de modificación de la norma.

“Sin dormir por la noche”

Por otro lado, el ex vicepresidente ha reconocido que es “tan disciplinado” que sigue manteniendo la “tesis” de Pedro Sánchez y no puede “dormir por la noche pensando en” que Pablo Iglesias está en el Gobierno.

“El secretario general de mi partido estaba inquieto, ya no. Ya sé que a otros se les ha pasado esto. Tendrán un mecanismo para rebobinar las posiciones, pero a mi me sigue inquietando”,

ha asegurado Guerra, que ha recordado con sorna las declaraciones de Sánchez previas a las elecciones generales en las que aseguraba que no podría dormir por las noches con miembros de Podemos en el Gobierno de España.

El ‘caso Ábalos’, un “asunto chusco”

Además, Alfonso Guerra ha tildado de “asunto chusco” el encuentro entre el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, y la vicepresidenta venezolana, Delcy Rodríguez, en el aeropuerto de Madrid y se ha preguntado si la invitó el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias.

Nadie se ha preguntado por qué la señora esta viene a España, si no tenía que hacer escala aquí“, ha asegurado Guerra, para después explicar que sólo existen dos razones por las cuales podría haberse celebrado el encuentro.

Una de ellas, a su juicio, es que el Gobierno de Nicolás Maduro “hubiese pedido a España que intermediara” para la celebración de elecciones en Venezuela, algo que, según ha apuntado Guerra, “sería magnífico”.

La otra opción sería que Pablo Iglesias la hubiese “invitado” a España y, a su llegada, el Gobierno se hubiese “dado cuenta de que” no podía “pisar” suelo europeo.

“En fin, un lío. Eso es lo único que yo podría entender como una explicación, que no como una justificación, de por qué podríamos cambiar la posición. Desde un punto racional no puedo explicarlo, a no ser que Podemos ha puesto condiciones”,

ha sostenido.

En este sentido, Guerra ha reconocido que “no se entendería el giro que el PSOE pudiera dar” con respecto a la posición de la Unión Europea -de reconocer a Juan Guaidó como presidente encargado- si no se “sabe que en el Gobierno está un partido que apoya a la dictadura en Venezuela”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí